HEADER MARKUPS

 
 

Entretenimiento » Música

 Roger Waters fue ovacionado por 50.000 mil personas en Chile
15 de Marzo de 2007 09:39

15/03/2007 - 14:32(GMT)

Santiago de Chile, 15 mar (EFE)- Roger Waters, líder de la disuelta banda británica de rock Pink Floyd, hizo vibrar anoche a más de 50.000 personas, en un concierto en el que no faltaron las alusiones a George Bush y a la dictadura de Augusto Pinochet.

En uno de los mejores recitales que se han dado en el último tiempo en Santiago, Waters demostró su genialidad y recreó el magnetismo de Pink Floyd , en una presentación que se enmarca en su gira mundial "Dark Side of the Moon".

Con uno enorme soporte técnico y una excelente banda de acompañamiento, el músico revivió el sonido y la imaginería de la mítica banda, disuelta hace 20 años, y de la que fue el creador.

El esperado recital de Roger Waters en el Estadio Nacional de Santiago superó con creces las expectativas del público, que disfrutó durante casi dos horas y media del espectáculo en el que repasó los temas cumbres del célebre cuarteto británico.

"In The Flesh?" fue el tema que abrió los fuegos, seguido de "Mother", y otros clásicos como "Wish you were here", en una primera parte del recital en el que el punto más alto fue el instante en que el publicitado cerdo gigante hizo su aparición y, ayudado de una grúa y cables, recorrió parte del sector de cancha al ritmo del tema "Sheep".

La obra había sido intervenida por los poetas Nicanor Parra, Elicura Chihuailaf y Diego Maquieira, artistas que se encargaron de plagar de leyendas y consignas al rosado personaje, tarea a la que invitaron a tres fans que aportaron frases como "Víctor Jara no calla", "Socialismo al servicio de las S.A", "Push Bush como la muralla" y "Libres al fin".

El resto fue aporte de los poetas, "Va a nevar en el espacio y la NASA no lo sabe", Maquieira; "Sorpresa en la democracia: la basura sale a flote", Nicanor Parra, y una frase en mapudungún, idioma del pueblo mapuche.

Para sorpresa de los presentes, después se soltaron las ataduras del cerdo volador y así se cumplió el "Libre al fin" que tenía escrito sobre su barriga el animal, que surcó los cielos hasta perderse en medio de los gritos de euforia del público.

Tras un receso, siguió el concierto con la sección "The dark side of the Moon", en la que Waters se animó a tocar el bajo y las guitarras eléctrica y electroacústica.

En esta parte le acompañó un grupo de niños del Colegio "Víctor Domingo Silva" de San Joaquín, quienes, enfundados en poleras (camiseta deportiva) con la frase "El miedo construye barreras", contribuyó con la puesta en escena del clásico "Another brick in the wall".

Para el cierre del show, Roger Waters -que ya se había presentado en Chile en 2002- escogió el tema "Comfortably numb", gran corolario para un recital que contó con tres pantallas gigantes, un impresionante juego de luces, imágenes y fuegos artificiales que recreaban llamaradas o explosiones causadas por bombas. EFE mw/ns/ (con fotografías)

EFE - Agencia EFE - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización escrita de la Agencia EFE S/A.