Portada Terra USA > Salud

Salud 

¿Qué provoca la acidez estomacal?

Imprimir Enviar a un amigo Newsletters RSS

Al contrario de lo que se creía, ni el té ni el alcohol inciden en la generación de reflujo ácido en el organismo humano, pero, en cambio, sí provocan acidez fumar y consumir grandes cantidades de sal, según un estudio difundido hoy.

La investigación, publicada en la revista internacional de gastroenterología GUT y que recoge el "British Medical Journal", demuestra que los fumadores y quienes toman bastante sal en las comidas tienen muchas más posibilidades de sufrir reflujo ácido, también conocido como reflujo gastroesofágico.
Historia continua abajo

¿Qué provoca la acidez?
Este reflujo, una de las causa más comunes de la indigestión y que puede derivar en enfermedades más graves, tiene como síntomas acidez de estómago, hinchazón e incluso problemas respiratorios.

Lo que sucede es que el ácido estomacal vuelve al esófago o a la garganta y, a veces, incluso a la boca, normalmente a causa del debilitamiento de un músculo que está en la base de la garganta.

Los investigadores tomaron como referencia a 47.556 personas. Se les preguntó sobre sus estilos de vida -dieta, ejercicio, ingestión de alcohol y tabaco- y sus respuestas se compararon con las de más de 40.000 personas sin síntomas, cuya media de edad era de 48 años.

El estilo de vida
Los investigadores concluyeron que los síntomas del reflujo ácido están muy relacionados con el estilo de vida de cada uno.

Las personas que habían fumado durante 20 años eran un 70 por ciento más propensas a padecer reflujo que los no fumadores.

Además, quienes por costumbre añadían sal a las comidas corrían el 70 por ciento más de riesgo de sufrir acidez que los que no lo hacían.

Cuídate de la sal
La gente que comía carne o pescado salados unas tres veces a la semana corría el doble de riesgo de sufrir acidez que los que nunca consumían esos productos.

Protégete con lo siguiente...
Algunos hábitos, sin embargo, parecían conferir protección, como el consumo de pan integral alto en fibra y media hora de ejercicio a la semana. Ambas prácticas reducían a la mitad el riesgo de padecer reflujo ácido.

La explicación, en el caso del pan integral, es que la fibra absorbe grandes cantidades de nitrato óxido, que se genera en el estómago a través de los nitritos en la dieta, según los autores.

El óxido está relacionado con el relajamiento del músculo de la garganta.

Para sorpresa de los investigadores, el consumo de té y alcohol, en cualquier medida, no parece tener una incidencia significativa.

Terra/Efe

Imprimir Enviar a un amigo Newsletters RSS

Sida: el contagio no es sólo por vía anal

<strong>Mary Trini</strong>, la popular figura de la noche de Miami, se une...

Sida: usa solamente un preservativo

<strong>Verónica Dávila</strong>, la periodista y entrevistadora colombiana, pone su clara dicción en...

Sida: si eres vih positivo, lo debes decir a tu pareja

<strong>Emilio Estefan</strong>, el empresario y productor de origen cubano, dice presente en...
Búsqueda