Tecnología

¿Qué sigue entre la disputa de Elon Musk y Twitter?

Después de la demanda de Twitter contra Elon Musk por retractarse de comprar la red social, ahora comienza una batalla legal más larga e incierta.
jueves, 14 de julio de 2022 · 23:33

El enfrentamiento entre Twitter y Elon Musk parece que llevará más tiempo de lo esperado. Ahora comienza una batalla legal, después de la demanda interpuesta por la tecnológica para obligar a completar la adquisición de Twitter por 44 mil millones de dólares. 

En la demanda, Twitter afirma que las acciones realizadas por parte del CEO de Tesla perjudicaron las acciones de la compañía, lo que causó un “daño irreparable” para su mercado. Los fundamentos de la red social parecen ser sólidos y pretenden que el proceso a realizar sea ágil, sin embargo no se sabe si Musk desee lo mismo. Según los expertos legales, la disputa legal podría ser “larga y contenciosa” pero el resultado es incierto. 

¿Por qué Twitter demandó a Elon Musk? 

Twitter quiere que Elon Musk complete el acuerdo pactado en abril de este año: comprar la tecnológica por 44 mil millones de dólares. Esto después de que el empresario se retractó de esta adquisición por supuestas faltas contractuales y no proporcionar datos concretos sobre el número de cuentas falsas o bots dentro de la red social. Ahora la compañía se enfrenta a Musk pues el acuerdo que firmó simplemente “ya no sirve a sus intereses personales”, afirma la tecnológica 

"Habiendo montado un espectáculo público para poner a Twitter en juego, y habiendo propuesto y luego firmado un acuerdo de fusión favorable al vendedor, Musk aparentemente cree que él -a diferencia de cualquier otra parte sujeta a la ley de contratos de Delaware- es libre de cambiar de opinión, destrozar la compañía, interrumpir sus operaciones, destruir el valor de los accionistas y marcharse", añaden en la demanda. 

Una vez que las acciones de la empresa habían bajado, Twitter notó que “Musk cambió su narrativa”, por lo que de repente “exigió 'verificación' de que el spam no fuera un problema grave en la plataforma de Twitter”, y “afirmó una necesidad imperiosa de llevar a cabo una 'diligencia' a la que había renunciado expresamente”.

La tecnológica llamó a las acciones de Musk como “un modelo de hipocresía”, pues el CEO de Space X, enfatizó en que privatizaría Twitter para erradicar las cuentas falsas desde un principio. 

El tema de los bots y el spam podría ser un eje central para el juicio, pues el pretexto principal de Musk para no adquirir a la compañía. Sin embargo, el empresario tiene la obligación legal general de no engañar al mercado mediante tergiversaciones u omisiones materiales para deslindarse de este acuerdo y retractarse. Esto indica que si se prueba que Musk no tuvo buenas intenciones al realizar sus declaraciones públicas sobre el spam y los bots, habrá problemas para él. 

¿Qué pasará ahora?

La empresa tecnológica afirmó que busca un “juicio acelerado” que será realizado el próximo mes de septiembre. Sin embargo esto podría tardar más de lo esperado, especialmente si una de las partes intenta alargarlo. "Twitter probablemente querrá hacer las cosas rápido. Elon, no lo sé", dijo Lawrence Cunningham, profesor de derecho y experto en gobierno corporativo de la Universidad George Washington para AP

Es posible que Musk se vea obligado a completar la transacción, pues se cree que los fundamentos legales de Twitter en la demanda favorecen a la empresa. Otros creen que Elon pueda pagar los mil millones dólares por la cancelación del contrato, o inclusive un precio mucho más alto en caso de que se vea obligado a concretar la compra de la tecnológica. 

El tribunal de Delaware se encargará de realizar las preguntas y así determinar si Twitter realmente incumple al no darle los datos suficientes a Musk sobre las cuentas falsas en la plataforma, o Musk comete una falta al incumplir con el contrato que firmó

Más de