2 eventos en vivo

La ciudad de Río de Janeiro registra su primera muerte por fiebre amarilla

20 abr 2017
20h06
  • separator
  • comentarios

Las autoridades sanitarias brasileñas confirmaron hoy la muerte de una persona por fiebre amarilla en Maricá, uno de los municipios de la región metropolitana de Río de Janeiro, la ciudad más emblemática y turística de Brasil, así como la segunda más poblada.

La confirmación se produjo casi un mes después de que las autoridades municipales iniciaran una campaña para vacunar contra la enfermedad a los 6,5 millones habitantes de su región metropolitana.

Según un boletín divulgado este jueves por la Secretaría de Salud de Río de Janeiro, con la muerte del paciente de Maricá se elevan a tres el número de víctimas fatales de la fiebre amarilla en este estado de Brasil y a once el número de casos confirmados de la enfermedad.

Las otras dos muertes se habían registrado a finales de marzo en Casemiro de Abreu y Porciúncula, dos pequeñas poblaciones a más de 100 kilómetros de la capital regional y próximas a áreas boscosas.

La nueva víctima falleció el jueves en el Hospital Evandro Chagas, un centro médico estatal de referencia al que fue transferido ante la sospecha de que había contraído la fiebre amarilla.

Tras la confirmación de la nueva muerte, el secretario regional de Salud, Luiz Antonio Teixeira, envió equipos médicos a Maricá para reforzar la campaña de vacunación. "Vamos a seguir dándole prioridad a las áreas en las que ya hay confirmación de la circulación del virus y las regiones próximas", afirmó.

Maricá era uno de los 65 municipios del estado de Río de Janeiro incluidos en la lista de ciudades prioritarias para la vacunación.

Río de Janeiro inició el 25 de abril una campaña para vacunar a toda la población de la ciudad contra la enfermedad transmitida por un mosquito y tan sólo en el primer día inmunizó a cerca de 212.000 personas.

La secretaría municipal de Río de Janeiro adelantó la campaña de prevención tras la confirmación de los primeros casos de fiebre amarilla en el estado de Río de Janeiro, lo que hizo saltar las alarmas.

Pero el brote de fiebre amarilla que Brasil sufre desde diciembre pasado se concentra en los estados vecinos de Río de Janeiro, principalmente Minas Gerais, Espirito Santo y Sao Paulo.

Según el último boletín del Ministerio de Salud, divulgado hace dos semanas, desde diciembre se han confirmado en el país 604 casos de fiebre amarilla, con 202 muertes.

EFE en español EFE - Agencia EFE - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización escrita de la Agencia EFE S/A.

compartir

comentar

  • comentarios
publicidad
publicidad